Palermo

Si el lujo y las grandes tiendas internacionales son el sello de La Recoleta, el aspecto residencial, la amplia oferta cultural y gastronómica son las tres cualidades más atractivas que tiene la zona de Av. Libertador, Parque Las heras y Alto Palermo. Los elegantes departamentos ubicados sobre la Av. Libertador y las residencias de Barrio Parque son, para muchos, los más exclusivos de la ciudad. Barrio Parque, diseñado por el paisajista Carlos Thays en 1912, tiene numerosos árboles del norte del país, como jacarandás, lapachos y ceibos. En la zona hay varias mansiones construidas por las familias aristocráticas argentinas a principios del siglo XIX; actualmente, la mayoría de ellas son embajadas o funcionan como museos.

Este es el caso del Museo Nacional de Arte Decorativo se encuentra en el Palacio Errázuriz y cuenta, en su patrimonio, con cuadros de Fragonard, esculturas de Rodin e importantes muebles de estilo francés. Otras residencias dedicadas al arte son el Museo José Hernández, que muestra las tradiciones argentinas, y la residencia Ocampo, actual sede del Fondo Nacional de las Artes. Pero las obras de arte más prestigiosas, por vigencia y procedencia, son las que exhibe el Museo Nacional de Bellas Artes – el más importante del país – y el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (MALBA), de construcción más moderna.

Si quiere pasar una jornada como un auténtico vecino de este barrio, lo ideal es tomar un desayuno en alguna mesa de la vereda de Av. Del Libertador, luego, realizar una caminata hasta la Biblioteca Nacional, leer algún libro al sol en el Parque Las Heras, y volver caminando por la misma avenida hasta que se haga el mediodía. Entonces puede entrar en alguno de los restaurantes étnicos de la zona y terminar la tarde tomando un helado al aire libre, para concluir el día recorriendo alguno de los paseos de compras.